Blogia
Blog GEIFE

"El laboratorio LHC tiene un 75% de probabilidad de extinguir la Tierra"

"El laboratorio LHC tiene un 75% de probabilidad de extinguir la Tierra"

Dos científicos denunciaron ante un tribunal de Hawai las actividades del mega acelerador de partículas Large Hadron Collider porque dicen que puede acabar con la humanidad | Uno de ellos, el español Luis Sancho.

De los cataclismos preconizados por científicos, destaca por su originalidad el reflejado en una reciente demanda contra el Departamento de Energía (DoE) de los EEUU, los laboratorios Fermilab y CERN, la National Science Fundation y otras entidades del DoE presentada por el físico Walter L. Wagner y el científico Luis Sancho, en un juzgado de Hawaii. Tras leer el texto de la misma sólo cabe una conclusión: el gran colisionador de protones LHC del CERN podría convertirse en la "máquina del día del juicio final" (en inglés, "the doomsday machine").

Si los demandantes tienen razón, el LHC podría acabar con nuestro planeta de "al menos" cuatro maneras diferentemente letales:

* A través de la creación de unos estados ligados de materia extraña denominados "strangelets", que gracias a una reacción en cadena lograrían transformar toda la materia "ordinaria" de la tierra en "materia extraña".

* A través de la creación de microagujeros negros, que acretarían la masa de la tierra hasta absorberla por completo.

* A través de la creación de monopolos magnéticos, que provocarían la desintegración de los protones, constituyentes de la materia nuclear ordinaria.

* A través de la formación de burbujas de vacío cuántico, que modificarían el estado en el que se encuentra el universo y nos llevarían a otro en el que no podríamos existir.

*NOTA: significado de Strangelet.

Strangelet

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Saltar a navegación, búsqueda

Los strangelets son pequeños fragmentos de materia extraña. Solo existirían si la "hipótesis de la materia extraña" es correcta, en cuyo caso son el verdadero estado fundamental de la materia, y los núcleos son solamente estados metaestables con una duración muy larga.

En mayo de 2002, un grupo de investigadores en la Southern Methodist University lanzaron la hipótesis de que la materia extraña haya sido responsable de dos eventos sísmicos registrados el 22 de octubre y el 24 de noviembre en 1993; propusieron que dos strangelets de masa desconocida, moviéndose a aproximadamente 400 km/h, habían atravesado la Tierra creando ondas de choque sísmicas a lo largo de su camino. Los miembros de este grupo eran Vidgor Teplitz, Eugene Herrin, David Anderson e Ileana Tibuleac. La mayoría de los sismólogos consideran, sin embargo, que los eventos fueron terremotos ordinarios.

Se espera que el Sistema Internacional de Monitorización (IMS por sus siglas en inglés), que se está creando para verificar el Tratado de Prohibición de Ensayos Comprensivos Nucleares (CTBT), pueda resultar útil como una suerte de "observatorio de strangelets" utilizando el planeta entero como detector; el IMS será diseñado para detectar alteraciones sísmicas de hasta 1 kilotón o incluso menos, y sería capaz de rastrear a un stranglet atravesando la tierra en tiempo real si se lo aprovecha bien.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres